Yo Cocino por Ti

Tag: sopas sopas

La Cocina de Las Abuelas

Posted on

LA COCINA DE LAS ABUELAS

Hace unos días recibí algunas fotos que me mandó mi hermana de las Peñas de la fiesta de Valladolid. Hubo una de ellas que llamó poderosamente mi atención porque mostraba muy al fondo el nombre de un particular lugar de comidas. No podía ser otro que “Hoy Cocina la Abuela”. Fue inevitable ponerme a pensar que en cualquier lugar de la faz de la tierra encontraremos ese nombre o uno similar sobre el portón de un restaurante o un hostal. La razón es muy sencilla. La comida de las abuelas es esa con la  que nos identificamos, que tiene el maravilloso poder de remontarnos a la niñez y hacernos sentir ese profundo calor del hogar en sus preparaciones. Está caracterizada por preparaciones largas, sin afanes ni pretensiones, alejada de las técnicas y los emplatados sofisticados pero cargada de la sabiduría de tantos años moviéndose entre los hornos y los fuegos sirviendo platos llenos de amor. Sé que cada uno de ustedes, como yo, guarda muchas imágenes de ese pasado en un lugar especial del alma. Para mi llegar a Medellín era ver a la abuela María sentada en un banquito de madera en medio de la cocina con un gran tazón de peltre blanco con flores y borde azul (a que muchos de ustedes también lo recuerdan) batiendo a mano una torta de cocoa que solo a ella se la he probado. Sencilla e incomparable, como ella. En Bogotá por su parte, la abuela Alicia se enorgullecía de convocar en su mesa a la familia en torno a las deliciosas prepraraciones que hacía día tras día y que podían ir desde la torta de almojábanas o los envueltos de mazorca hasta los huevos ingleses o raviolis que ella misma hacía y rellenaba. Hoy pues, con el permiso de ustedes, mi homenaje es a esas abuelas que tanta alegría traen a nuestras mesas. Traigo entonces hoy una receta de la abuela Alicia (con las mismas unidades medidas y procedimiento que ella usaba) que pienso se ajusta apenas a estos fríos y húmedos días que han venido haciendo:

La Sopa de Harina Tostada, mejor conocida como «sopa carmelita»

Ingredientes:

Harina de trigo: 6 cucharadas soperas

Caldo con hueso: 5 platos

Cebolla larga picada: 2 tallos

Cilantro picado: un puñado

Rábano (opcional): 3 o 4

Zanahoria en cuadritos pequeños: ¾ de taza

Arvejas: ¾ de taza

Habas peladas: a gusto

Preparación:

Se tuesta la harina de trigo hasta que quede bien morena pero sin dejarla quemar, se deja enfriar y se reserva. A la olla se le echan los 5 platos de caldo con hueso, la cebolla picada, el cilantro, la zanahoria, el rábano, las arvejas y las habas y se deja cocinar a fuego medio.  Cuando la verdura esté lista, se agrega la harina disuelta en una taza de agua para que no se formen grumos y se deja hervir, probando por si le falta sal. Pueden agregarle papas cortadas en cubos pequeños o lo que tengan en casa. Un poco de esto y otro de aquello y ya la receta será suya.  Y a disfrutar en familia. Ahora es su turno. Espero los resultados.

¡Hasta la próxima!

Pd: Estuve pensando en poner una foto de esta deliciosa sopa, pero me pudo la tentación de poner la foto de mi hermosa abuela…